facebook twitter google linkedin Share

 

Por el trabajo de su padre tuvo la oportunidad de vivir en Ambato; hasta ahora recuerda con cariño a su escuela Santo Domingo de Guzmán. El colegio lo cursó en Cuenca, en el colegio Bilingüe Interamericano y el Colegio Anderson, en Quito.

 

Tras graduarse, Bolívar Bermeo no sabía qué estudiar ni dónde hacerlo. Aceptó la propuesta de su tío Carlos Pinos para explorar el que hacer de Compuequip DOS. Aceptó y pasó semanas enteras descubriendo el funcionamiento de la compañía y sus posibles gustos profesionales.

 

Después de preguntar intensamente, Bolívar acertó en el departamento técnico. “El equipo era joven y con mayor apertura para enseñar”. Así, se quedó por un año, aprendiendo y asumiendo responsabilidades en el área. “Era increíble entregar equipos a las familias, quienes invertían –en muchas ocasiones- por primera vez en una computadora. Sus miembros te esperaban para que les enseñes a instalar la impresora…”.

 

Al paso de un año, la empresa decidió comprar espacios para participar en la Feria Compu, reconocida por exhibir los mejores productos TIC a los mejores precios en los años ochenta y noventa. Carlos Pinos indujo a Bolívar a estar en la feria como ejecutivo comercial. Además de ir a comprar un terno de vestir y lucir impecable, Bolívar recuerda dos consejos de su tío: “diles lo qué tú comprarías y sé sincero”.

 

Tenía 19 años y así lo hizo. Empezó a vender y vender hasta que con ahorros compró su recordado Suzuki Forsa, una herramienta indispensable para la entrega de equipos personalizados. “Cargaba las computadoras en el auto y los llevaba –uno por uno- a las familias…era encantador; me fascinaba hacer las entregas y conversar con la gente”.

 

Sus ascensos impedían –lógicamente- que Bolívar abandone la empresa. Cada año se preparaba aún más para participar en la feria. “Nos equipábamos con contenedores repletos, preparábamos el material POP; quien no salía lleno de papeles de la feria ”.

 

Así pasaron los años hasta cuando, a los 25, recibió la gerencia de producto para potencializar en el mercado a productos de Hewlett Packard. “Nos centramos en tener la mejor tecnología para empacarlos estratégicamente y lograr mejores precios para el mercado”.

 

Ascendió nuevamente. Y mientras lo hacía no dejaba de estudiar. Con sus ingresos –además de los viajes anuales con sus amigos- pagaba sus estudios. Bolívar estudio Marketing en la Universidad San Francisco de Quito, un Mayor en la Universidad Católica de Argentina y también curso en el IDE en el programa de desarrollo Directivo.

 

En la Gerencia de Negocio disfrutó de reconocimientos de los fabricantes, pues en DOS vendieron el mayor número de multifuncionales de América Latina. Así pasó por la Gerencia Comercial de la compañía hasta llegar a la Vicepresidencia Comercial, en esta etapa de su vida contrae matrimonio con una linda colombiana y tiene tres preciosos hijos, en el que se aventuró a crear una nueva empresa: Conecta. Su experiencia durante los años y el apoyo de sus familiares hicieron posible manejar la nueva compañía y lograr éxitos que se consolidan en el día a día.
 

Lee la nota completa:

 







 



Suscríbase a nuestro Boletín
Suscríbase a nuestro Boletín





 fierros mundo constructor 

 

computerworld.com.ec

Copyright © 2019 Computerworld